Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Síguenos

¿Sabes qué es la complejidad económica de un país?

Tiempo de lectura: 3 minutos

Leer más tarde Artículo Complejidad económica

Complejidad económica

Publicado el 17 de enero de 2018 a las 07:00 por Bankia

Exportar siempre es bueno para una economía, puesto que supone atraer capitales. Pero no todos los productos que salen de un país con destino a otro tienen el mismo trabajo detrás. Algunos precisan de más conocimiento que otros. La complejidad económica mide justamente eso, el conocimiento. ¿Cómo lo hace?

La economía es una ciencia social, pero cada vez está más impregnada de datos, números, cifras, variables, estadísticas... Se trata de conseguir que todo sea cuantificado y pueda meterse en una hoja de cálculo. Incluso los conceptos más abstractos se intentan, muchas veces con éxito, llevar al terreno de las matemáticas. Hoy hablamos de uno de estos con la intención de entender cómo se mide la intensidad relativa de conocimiento de una determinada economía.

Se trata del Índice de Complejidad Económica (ECI, por sus siglas en inglés), una variable definida y estudiada por el Media Lab del prestigioso Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT). De acuerdo con su explicación, "el ECI mide la intensidad de conocimiento de una economía tomando en cuenta la intensidad de conocimiento de los productos que exporta".

Por poner un ejemplo: un teléfono móvil lleva dentro muchos componentes (la cámara, la pantalla, el procesador...). Para fabricar cada uno de ellos hay que tratar de forma cuidadosa distintos materiales, encajar unos con otros y dotarlos de coherencia. Es un producto complejo cuya fabricación requiere de mucho conocimiento.

El agua embotellada es, evidentemente, bastante más sencilla de producir: se obtiene de un manantial y se mete en botellas de plástico o de cristal. Si un país exporta muchos teléfonos móviles, su complejidad económica será mayor que uno que exporte agua embotellada.

¿Cómo está España en complejidad económica?

El ejemplo anterior, el de las botellas de agua y los móviles, es una burda simplificación. Una economía desarrollada siempre exporta una gran variedad de productos distintos en cantidades muy diferentes. Ponderando el conocimiento que tiene detrás cada uno de ellos es como se establece el nivel de cada país. ¿Y cómo está España? 

Ocupa el puesto 28 en la clasificación del MIT Media Lab y, en los últimos cinco años, ha perdido cinco posiciones. De acuerdo con sus datos, en 2016, España envió productos a mercados exteriores por un valor total de 276.000 millones de dólares. Sus sectores más exportadores fueron transporte (coches, piezas y camiones), seguido de maquinaria (cables, motores de combustión...) y químicos (medicamentos, etc.).

El punto fuerte, por tanto, pasa por las factorías automovilísticas, que suponen un 17% del total exportado el año pasado y que, como señaló recientemente el economista Ángel Talavera a The New York Times, "se ha convertido en una industria modelo en España en cuanto a cómo convertirse en exitosos, cómo reformar y competir en el extranjero".

El automovilístico es un caso relevante, pero si se observa el cuadro en su conjunto se puede llegar a la conclusión de que "la complejidad de lo que exportamos mantiene un nivel medio, y, lo que es peor para el futuro de nuestras exportaciones, que España está siendo adelantada por otros países (varios europeos) en el nivel de complejidad de sus exportaciones", tal como señala el catedrático de Teoría Económica Carlos Sebastián. Así que todavía nos quedan muchos deberes por hacer si queremos ganarnos el sobresaliente.

No hay comentarios aún

Leer más tarde

Puedes dejarnos tus comentarios Comentar

Comentarios

Utiliza el siguiente formulario para darnos tu opinión. La dirección de correo electrónico es necesaria para poder ponernos en contacto contigo, en ningún momento se publicará en este sitio web.

Tu opinión es lo que mantiene vivo el debate en este blog. Por eso nos encanta que comentes pero queremos que conozcas cuáles son las normas que fijamos para que este espacio sea un entorno agradable:

  • Los comentarios están moderados y no aparecen en el blog nada más ser enviados.
  • Comenta sobre el tema del que habla esta entrada. No se aceptan comentarios sobre otros temas (off-topic) o de promoción o publicidad.
  • No insultes, ridiculices ni faltes al respeto a ninguna persona a la que te refieras en tu comentario, ya sea el autor, otro comentarista o hacia el propio banco o sus profesionales. Intenta mantener un ambiente de respeto hacia los demás: que el paseo por este blog sea agradable para quienes leen y quienes comentan.

Los campos con asterisco * son obligatorios.

Condiciones de privacidad

Los datos personales del usuario recogidos en el presente formulario, incluida su dirección de correo electrónico, serán tratados y, en su caso, incorporados a bases de datos bajo la responsabilidad de Bankia, con la única finalidad de supervisar, mantener y controlar la publicación de el/los comentario/s realizado/s por el usuario y en base a su consentimiento. Los datos personales solicitados son obligatorios, por lo que, de no facilitarse, Bankia no podrá publicar el/s comentario/s.No se cederán datos a terceros, salvo: (i) obligación legal; (ii) sea necesario para el mantenimiento y control de la relación contractual; (iii) que el titular haya consentido previamente. El usuario, titular de los datos personales, puede dirigir las solicitudes de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y portabilidad que procedan, acreditando su identidad, a la dirección de correo electrónico protecciondedatos@bankia.com o al apartado de correos nº 61076 Madrid 28080, indicando "GDPR-derechos PARCOL". Puede consultar la Información Adicional de Protección de Datos incluida en: https://www.bankia.es/es/particulares/privacidad

El/los comentario/s realizado/s por el usuario, deberá/n ser respetuoso/s con el resto de comentarios e información mostrados en el blog. Bankia no se hace responsable del contenido de los comentarios personales que los usuarios puedan solicitar publicar en el blog ni del uso ilícito o inadecuado de los mismos por otros usuarios. No se aceptará ningún comentario con fines comerciales y/o propagandísticos. La publicación de los comentarios deberán ser aprobados por los administradores del blog, por lo que es posible que pase un tiempo desde que se realice el mismo hasta su publicación en el blog.

Cerrar menú