Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Estás en:

  1. Inicio
  2. Artículo

Síguenos

¿Dónde está la ventaja de los planes de pensiones si al cobrar la prestación por jubilación tengo impacto fiscal?

Cultura de banca

22/10/2018

La prestación del plan de pensiones por la contingencia de jubilación tiene la consideración de rendimiento del trabajo, con independencia de la modalidad de cobro (capital/renta).

Tiempo de lectura: 4 minutos

Planes de pensiones

Planes de pensiones

Pedro Ángel Rodríguez Mateo

Técnico en Asesoría Fiscal de Bankia

El hecho de tener que tributar por la prestación nos puede llevar a pensar que, en ese momento, debemos devolver las reducciones que hemos estado disfrutando en los años en los que hemos realizado las aportaciones. Aunque esta interpretación es cierta, no significa que ese beneficio fiscal de la fase de aportaciones se pierda del todo.

Por lo general, cuando nos jubilamos, nuestro tipo marginal va a ser inferior al que teníamos cuando estábamos trabajando, por lo que la tributación de la prestación del plan de pensiones será inferior a la cuantía que nos hemos reducido por la aportación habiendo, efectivamente, un ahorro de impuestos. Esto es lo que se conoce como diferimiento fiscal.

Pero, además, incluso en el supuesto de que el tipo marginal aplicable en el momento de cobro de la prestación por la contingencia de jubilación fuese el mismo que cuando estábamos trabajando, existiría un ahorro financiero debido a la rentabilidad del plan.

Por tanto, con los planes de pensiones se pueden obtener beneficios fiscales inmediatos (con respecto a las aportaciones) y futuros (con respecto a las prestaciones). Veámoslo con un ejemplo:

Beneficios fiscales de las aportaciones a planes de pensiones (inmediatas)

Comencemos analizando cuál es el beneficio fiscal de aportar 2.400 euros anuales a un plan de pensiones o no realizar aportación alguna, por parte de un contribuyente, que llamaré "señor Rodriguez", de 60 años de edad, soltero y sin hijos, que tiene unos rendimientos del trabajo de 33.000 euros anuales.

*Recuerda que el resultado de la declaración de la renta nos saldrá a devolver o pagar dependiendo de la cantidad de pagos a cuenta (por ejemplo, vía retenciones del trabajo) que hayamos realizado en comparación con la Cuota Íntegra de IRPF que nos corresponde en base a nuestras circunstancias personales y familiares

   BENEFICIO FISCAL EN EL IRPF APORTACIÓN A PLANES DE PENSIONES

 Declaración IRPF

SIN APORTACIÓN AL PLAN

 Declaración IRPF

CON APORTACIÓN AL PLAN

Rendimientos del Trabajo 33.000,00€ 33.000,00€
  • Gastos (Seguridad Social)
(2.200,00 €) (2.200,00 €)
  • Otros Gastos Deducibles
(2.000,00 €) (2.000,00 €)
 Rendimiento Neto 28.800,00 € 28.800,00 €
 Base Imponible General 28.800,00 € 28.800,00 €
 Aportaciones al Plan de Pensiones 0,00€ 2.400,00€
 Base Liquidable General 28.800,00€ 26.400,00€
 Mínimo Personal y Familiar 5.550,00€ 5.550,00€
 CUOTA ÍNTEGRA 5.665,00 euros 4.969,00 euros
 Retenciones del Trabajo (5.600,00€) (5.600,00€)

CUOTA DIFERENCIA

(Resultado Declaración*)

65€ (a pagar)  -631,00€ (a devolver)

Por tanto, con independencia del resultado de la declaración, la aportación de 2.400 euros anuales al plan de pensiones supone al señor Rodríguez reducir su cuota íntegra (ahorro fiscal) en 696 euros (5.665 euros - 4.969 euros) lo que equivale a un ahorro del 29% sobre las aportaciones en el año ([696 euros de ahorro/2.400 euros aportación]x100), aplazando el pago de la aportación a futuro (diferimiento fiscal)

Beneficios fiscales de la prestación de planes de pensiones (a futuro) 

Cuando el señor Rodriguez se jubile (dentro de 5 años), utilizará el plan de pensiones como un complemento a su pensión de jubilación que será de 18.504,18 euros, por lo que supondremos para analizar los beneficios fiscales del diferimiento fiscal que se solicitará el importe que fue aportando anteriormente (2.400 euros).

Para poder analizar los beneficios fiscales de la prestación a causa del diferimiento fiscal, será necesario determinar cuál será el coste fiscal de la prestación del plan:

   COSTE FISCAL EN EL IRPF DE LA PRESTACIÓN DEL PLAN DE PENSIONES

Declaración IRPF

SIN PRESTACIÓN

Declaración IRPF

CON PRESTACIÓN

Rendimientos del Trabajo 18.504,18€ 18.504,18€

Prestación Plan de Pensiones

 0,00€ 2.400,00€
  • Otros Gastos Deducibles
(2.000,00 €) (2.000,00 €)
Rendimiento Neto 16.504,18€ 18.904,18€
Base Imponible General 16.504,18€ 18.904,18€
Base Liquidable General 16.504,18€ 18.904,18€
Mínimo Personal y Familiar (Mayor de 65 años)  6.700,00€ 6.700,00€
CUOTA ÍNTEGRA 2.065,66 euros 2.641,66 euros

Con independencia del resultado de la declaración, la prestación del plan de pensiones por importe de 2.400 euros supone al señor Rodríguez un coste en cuota íntegra (coste fiscal) de 576 euros (2.641,66 euros - 2.065,66 euros).

Ahora bien, como en el momento de la aportación el señor Rodríguez tuvo un ahorro fiscal de 696 euros, fundamentalmente aplazando el pago de la aportación al momento de la jubilación cuando sus ingresos son inferiores y en este momento el coste fiscal de la prestación es de 576 euros (importe inferior al deducido por la aportación), el diferimiento fiscal derivado de la aportación del Plan de Pensiones ha generado un beneficio fiscal de 120 euros (696 euros - 576 euros) lo que supone una rentabilidad fiscal del 5% sobre la aportación ([120€/2.400€ ]x 100).

En este caso, el beneficio fiscal podría ser igual al ahorro fiscal de la aportación, es decir, a los 696 euros deducidos, si se solicitara una prestación anual de 1.200 euros en lugar de los 2.400 euros, ya que el señor Rodriguez no estaría obligado a presentar declaración de la renta, según la normativa fiscal vigente. Por tanto para una optimización financiero-fiscal de la prestación del plan de pensiones, debemos de intentar adecuar la forma e importe de cobro de la prestación a nuestra situación particular y al resto de ingresos a integrar en la base imponible general.

Comparte este post

Déjanos tus comentarios

Comentar

Artículos relacionados

Cerrar menú