Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Síguenos

Cuando la economía sí es un (vídeo) juego

Leer más tarde Artículo Videojuegos económicos

Videojuegos económicos

Publicado el 13 de julio de 2017 a las 08:00 por Bankia

Los videojuegos de simulación son juegos que recrean situaciones de la vida real y que nos permiten experimentar sensaciones difíciles de encontrar en un escenario de verdad. Entre ellos, los videojuegos de simulación económica son una divertida (y adictiva) vía para experimentar y aprender aspectos relacionados con la economía. ¡Y la mejor manera de probar suerte en esto de las finanzas sin arriesgar nuestro dinero!

Los videojuegos de simulación económica (también llamados ‘tycoon' o ‘business games') consisten básicamente en simular una economía.

La mayoría de los títulos tienen un gran componente estratégico y cuentan con un planteamiento común: llevar al usuario a planear y pensar cómo solucionar diferentes desafíos en los que las finanzas juegan un papel fundamental.

Economía pura y dura

Uno de los ejemplos más claros de videojuego económico es Capitalism, un simulador empresarial en el que el usuario tiene la misión de construir un imperio industrial y financiero. Este juego, que con los años ha dado paso a Captalism II, está considerado uno de los títulos que mejor reproduce el mundo empresarial: se puede elegir la ciudad en la que "asentarse", el sector de la empresa (petrolera, inmobiliaria, juguetera...) y afrontar casi todos los aspectos que implica dirigir un negocio. Este juego adopta situaciones tan realistas que algunos profesores de EEUU lo utilizan como apoyo para sus clases.

Si nos adentramos en el mundo de la Bolsa, la oferta de títulos es igualmente numerosa. Para móviles destaca Battle for Wall Street, donde el jugador debe trabajar sobre el objetivo de convertirse en uno de los mejores agentes de Bolsa de Nueva York. ¿Cómo? Manejando cada detalle de una compañía: inversiones, contratación de empleados, gestión de oficinas...   Con el mismo estilo, y también para jugar desde un dispositivo móvil, Beat Wall Street es un simulador que utiliza valores en tiempo real de la Bolsa y que da la posibilidad de invertir hasta un millón de dólares en diferentes mercados europeos.

Wall Street Trader 2001 también es uno de los videojuegos del mercado de valores más desarrollado. Permite invertir en futuros y opciones, en divisas, lanzar campañas de prensa, conseguir información privilegiada o intentar manipular los mercados. Ofrece el aliciente de que todas las compañías que salen en el juego son grandes empresas reales, como Microsoft, eBay, Mcdonalds o Amazon.

El poder absoluto

Para los que, además del lado financiero, buscan un punto de estrategia política o histórica, juegos como Democracy3 o Patrician III se convierten en dos opciones nada desdeñables. En Democracy3 se puede dirigir un país europeo y trazar las mejores tácticas para disminuir su deuda o bajar el paro. Un juego divertido con el que aprenderás aspectos clave sobre el funcionamiento de la democracia en el mundo.

Y ahora que Trump ha llegado a la Casa Blanca, recuperamos el videojuego Donald Trump's Real Estate Tycoon (2005), un juego en el que la misión es tratar de competir (y arruinar) a uno de los magnates más excéntricos del mundo y, ahora, presidente de los EEUU.

Si eres fan de la saga SIMS, quizá te interese Sim City, un juego en el que habrá que convertirse en el alcalde de una pequeña localidad y construir la ciudad. Recalificar terrenos, gestionar suministros como la luz y el agua, construir servicios públicos (colegios, hospitales...) y administrar los impuestos serán algunas de las tareas que el jugador deberá realizar.

Los niños también cuentan con propuestas didácticas y atractivas a la hora de iniciarse en el mundo de las finanzas. La saga Animal Crossing es una opción perfecta para enseñar economía a los más pequeños, que deben convertirse en el alcalde de un pueblo de animales y gestionar todos sus recursos. 

Real como la vida misma

Los 'tycoon' nos ofrecen la oportunidad de centrarnos en prácticamente cualquier negocio. De hecho, existen títulos y opciones para casi todos los gustos.

¿Algunas de las propuestas más curiosas y divertidas?

  • RollerCoaster Tycoon, donde es posible crear y gestionar un gran imperio empresarial basado en un parque de atracciones.

  • Transport Tycoon Deluxe, uno de los juegos históricos de estrategia en el que habrá que construir un imperio del transporte, incluyendo aerolíneas, ferrocarriles, carreteras y puertos.

  • Railroad Tycoon, en el que se puede competir contra otros magnates del ferrocarril desde el nacimiento del tren hasta nuestros días.

No podíamos dejar fuera a los aficionados de los deportes. Entre las diferentes propuestas que se pueden encontrar en el mercado destaca Football Manager, en el que el jugador se meterá en la piel de un manager del deporte rey, realizará fichajes para su equipo, interaccionará con otros managers y trabajará con sus propios jugadores. Todo teniendo presente su presupuesto.

Según explican los expertos de la Universidad de Huelva (UHU) en un artículo publicado en la revista Computers & Education, los videojuegos tienen una utilidad más que probada para la enseñanza de las Ciencias Sociales. Algunos como Age of Empires, Caesar e incluso Sim City se han convertido en eficaces instrumentos de información y formación en materias como historia, política o economía. Esta investigación pretende romper una lanza a favor del "buen uso" de esta tecnología, tanto en las aulas como en las casas.

No hay comentarios aún

Leer más tarde

Puedes dejarnos tus comentarios Comentar

Comentarios

Utiliza el siguiente formulario para darnos tu opinión. La dirección de correo electrónico es necesaria para poder ponernos en contacto contigo, en ningún momento se publicará en este sitio web.

Tu opinión es lo que mantiene vivo el debate en este blog. Por eso nos encanta que comentes pero queremos que conozcas cuáles son las normas que fijamos para que este espacio sea un entorno agradable:

  • Los comentarios están moderados y no aparecen en el blog nada más ser enviados.
  • Comenta sobre el tema del que habla esta entrada. No se aceptan comentarios sobre otros temas (off-topic) o de promoción o publicidad.
  • No insultes, ridiculices ni faltes al respeto a ninguna persona a la que te refieras en tu comentario, ya sea el autor, otro comentarista o hacia el propio banco o sus profesionales. Intenta mantener un ambiente de respeto hacia los demás: que el paseo por este blog sea agradable para quienes leen y quienes comentan.

Los campos con asterisco * son obligatorios.

Condiciones de privacidad

Los datos personales del usuario recogidos en el presente formulario, incluida su dirección de correo electrónico, serán tratados y, en su caso, incorporados a bases de datos bajo la responsabilidad de Bankia, con la única finalidad de supervisar, mantener y controlar la publicación de el/los comentario/s realizado/s por el usuario y en base a su consentimiento. Los datos personales solicitados son obligatorios, por lo que, de no facilitarse, Bankia no podrá publicar el/s comentario/s.No se cederán datos a terceros, salvo: (i) obligación legal; (ii) sea necesario para el mantenimiento y control de la relación contractual; (iii) que el titular haya consentido previamente. El usuario, titular de los datos personales, puede dirigir las solicitudes de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y portabilidad que procedan, acreditando su identidad, a la dirección de correo electrónico protecciondedatos@bankia.com o al apartado de correos nº 61076 Madrid 28080, indicando "GDPR-derechos PARCOL". Puede consultar la Información Adicional de Protección de Datos incluida en: https://www.bankia.es/es/particulares/privacidad

El/los comentario/s realizado/s por el usuario, deberá/n ser respetuoso/s con el resto de comentarios e información mostrados en el blog. Bankia no se hace responsable del contenido de los comentarios personales que los usuarios puedan solicitar publicar en el blog ni del uso ilícito o inadecuado de los mismos por otros usuarios. No se aceptará ningún comentario con fines comerciales y/o propagandísticos. La publicación de los comentarios deberán ser aprobados por los administradores del blog, por lo que es posible que pase un tiempo desde que se realice el mismo hasta su publicación en el blog.

Cerrar menú