Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Estás en:

  1. Inicio
  2. Artículo

Crónica Macro Semanal: La economía española prolonga su dinamismo

Estudios y análisis

03/03/2017

Las señales que se extraen de la información económica publicada en nuestro país durante la semana continúan siendo positivas.
Bankia Crónica Macro Semanal

Bankia Crónica Macro Semanal

José Ramón Díez Guijarro

Director de Estudios de Bankia

La inercia con la que ha iniciado el año la actividad   económica puede mantenerse más tiempo del esperado, pues los factores que podrían estar desacelerando el crecimiento (precio del petróleo, riesgo político, condiciones monetarias, etc), o bien van a tener un impacto menor al esperado o están siendo compensados por una mejora generalizada de las expectativas de los agentes. Este buen tono del sentimiento económico se está reflejando en el comportamiento de los activos financieros, con nuevos máximos históricos en los mercados de valores americanos (S&P 500, NASDAQ, etc), pero también en las decisiones de consumo y de inversión. Es cierto que la temporada de publicación de resultados en EEUU se va a cerrar con buenos datos (+6% el beneficio por acción), pero los niveles de optimismo empiezan a dar cierto respeto. Por ejemplo, si Trump no da muchos detalles sobre sus planes económicos en la comparecencia ante el Congreso, los mercados prefieren valorar de forma positiva un tono más moderado (en términos relativos) en el discurso y si en tres días aumentan las probabilidades de una subida de tipos en EEUU en el mes de marzo del 25% al 90% se interpreta que estarían reflejando una elevada fortaleza de la economía americana a estas alturas de ciclo (cosa que, por otra parte, es cierta).

En este contexto, los indicadores de confianza en la UEM recientemente publicados (PMI, índice de sentimiento económico, etc) se encuentran en niveles máximos de los últimos años y anticipan un crecimiento en el primer semestre próximo o incluso superior al 2% anualizado. Con un entorno externo más favorable de lo esperado, la probabilidad de que la economía española mantenga la velocidad de crucero del último trimestre (0,7%) es elevada. De momento, el PIB acumula un crecimiento desde mínimos del 9,3% y ya se encuentra muy cerca de los niveles de 2008 (apenas un 1,2% por debajo). Además, en los datos de PIB del cuarto trimestre publicados esta semana por el INE, lo importante es que el dinamismo del crecimiento (3% interanual) se sigue alcanzado con aportaciones positivas tanto de la demanda interna (2,2 puntos porcentuales), como de la demanda externa (0,8 puntos porcentuales, el mejor registro desde mediados de 2013). De esta forma, se han encadenado cuatro trimestres con contribuciones positivas de los dos componentes, algo que no sucedía desde 1997.

A estas alturas de ciclo, lo normal para la economía española sería presentar un déficit de la balanza por cuenta corriente y no registrar el mayor superávit de la serie histórica (+22.306 millones de euros o un 2% del PIB), gracias al buen tono del turismo, a la corrección del déficit de rentas y, fundamentalmente, al buen comportamiento de la balanza energética. Lo menos positivo ha sido el empeoramiento del saldo no energético que se situó en territorio negativo por primera vez en cinco años (-2.516 millones de euros), lo que sigue poniendo de manifiesto la necesidad de vigilar la evolución de nuestros precios relativos. Aunque a juzgar por la información de Contabilidad Nacional, de momento no hay razones para preocuparse, ya que los costes laborales unitarios llevan cayendo desde el segundo semestre de 2015 (-0,1% en el cuatro trimestre de 2016), gracias a la positiva evolución de la productividad por trabajador y a la moderación de la remuneración por asalariado. En cuanto a la balanza financiera, los pasivos exteriores netos volvieron a reducirse (salidas netas de capitales) por 87.636 millones (65.344 millones en 2015). Esto se derivó, sobre todo, de las elevadas inversiones de españoles en el exterior, especialmente directas y de cartera, mientras que los extranjeros desinvirtieron ligeramente en España (sobre todo préstamos y depósitos; es decir, deuda exigible), si bien siguieron aumentando las inversiones directas (más estables y relacionadas con la actividad productiva). Para terminar con Contabilidad Nacional, la parte más floja de la información publicada fue la debilidad que sigue presentando la inversión en bienes de equipo (prácticamente estancada desde el verano pasado), de manera que el crecimiento de la formación bruta de capital fijo (+0,5% trimestral) proviene de la construcción +0,7% y de los activos fijos inmateriales o propiedad intelectual (+1,5% trimestral). Esta última rúbrica, poco a poco va ganando importancia, pues ha pasado de representar un 6% de la inversión antes de la crisis a un 14% en la actualidad. Probablemente, la clave por el lado de la demanda nacional, ante una previsible desaceleración del consumo (pernoctaciones hoteleras y matriculaciones están algo más flojas en estos primeros meses del año), es si la inversión en bienes de equipo puede compensar parte de esa pérdida de impulso del gasto privado. Aunque, de momento, la afiliación sigue muy fuerte, pues la media de los dos primeros meses del año (+56.770 trabajadores) se encuentra por encima de la media del 4T (+55.943 personas).

En definitiva, la economía española muestra una fuerte inercia expansiva y un intenso proceso de creación de empleo, por lo que si los riesgos en el ámbito externo no acaban repercutiendo negativamente en la economía, el PIB podría anotar un mayor dinamismo del proyectado a corto plazo. Es decir, transcurridos sólo dos meses de año, probablemente las previsiones de crecimiento para la economía española se van a tener que revisar al alza.  

Sigue leyendo sobre:

Artículos relacionados

INFORMACIÓN RELATIVA A LA FUSIÓN CAIXABANK-BANKIA

Se informa al usuario de este website de que se ha producido la fusión por absorción de Bankia, S.A. por CaixaBank, S.A., sucediendo la segunda entidad a la primera, de forma universal en todos los derechos y obligaciones. De acuerdo con lo anterior, se ha modificado la titularidad de este website, así como las direcciones para el envío de quejas y reclamaciones y el ejercicio de derechos en materia de protección de datos.

Para más información pinche AQUÍ.

Cerrar menú