Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Síguenos

Quiero amortizar mi hipoteca, ¿es mejor reducir cuota o plazo?

Tiempo de lectura: 4 minutos

Leer más tarde Infografía
Publicado el 02 de abril de 2019 a las 07:00 por Bankia

La compra de una vivienda viene acompañada, en la mayor parte de los casos, de la contratación de un préstamo hipotecario con una entidad financiera. Desde hace años, el precio de la vivienda ha convertido en utopía aquello que nos contaban nuestros padres y abuelos de “pagar la casa a toca teja”.

Por eso, una decisión tan importante como de la pedir una hipoteca no puede tomarse a la ligera y desde el Blog de Bankia queremos ayudarte poniendo a tu servicio una serie de herramientas online gratuitas que te ayudarán a decidirte.

Si ya tienes una idea de la casa que quieres comprar, te será muy útil esta herramienta de valoración de inmuebles para comparar precios o conocer más detalles sobre el barrio en el que estás buscando. Y una vez tomada la decisión, el simulador de hipotecas de Bankia te ayudará a calcular la cuota mensual que pagarías, en función del tipo de interés y todos los gastos de formalización asociados.

Amortizar la hipoteca

Una vez contratada la hipoteca se inicia una cuenta atrás de cuotas hacia el fin del préstamo. La amortización de un préstamo hipotecario (hipoteca) es el procedimiento por el cual se devuelve el dinero prestado por la entidad bancaria (capital) mediante pagos parciales y periódicos (las cuotas).

Así pues, durante la vida del préstamo puede que pasemos por momentos en los que nuestra situación económica nos permita realizar una amortización anticipada.

Lo más conveniente es realizar la amortización de la hipoteca en los primeros años de la deuda, ya que es en este momento cuando se pagan los intereses más altos. Pero no te preocupes si para ti no es un buen momento, porque la amortización puede realizarse en cualquier momento y siempre va a suponer un ahorro de intereses.

También hay que valorar si amortizamos la hipoteca cuando los tipos de interés están bajos. En este caso el pago será menor que en las épocas en las que los tipos de interés suban. Esto, en caso de que contemos con una hipoteca de tipo variable.

¿Reducir cuota o plazo?

Si ya hemos decidido amortizar parte de la deuda hipotecaria ahora viene otra cuestión: ¿reduzco el importe de las cuotas mensuales o es mejor reducir el número de plazos? Esta decisión dependerá en gran medida de la situación de cada persona y de la longevidad del préstamo, ya que ambas opciones son válidas. Habrá quienes prefieren pagar menos cada mes y tener una economía más desahogada, y otros que opten por terminar de saldar su deuda con el banco antes de lo prefijado.

Vamos a ver, a través de este ejemplo, que sale más rentable:

Tomando como base a un individuo con una hipoteca pendiente de 100.000€ a pagar en 15 años, con un interés del 1,5% y que dispone de 10.000 para amortizar de manera anticipada la deuda.

  • Reducir cuotas. El individuo decide pagar menos dinero mensualmente, por lo tanto reducir su cuota. En este caso, aportando esos 10.000 euros su cuota pasaría de 620,74€/mes a 558,67€/mes. Esto supone un ahorro del 10%, es decir, 774,84 euros menos al año. En cuanto a los intereses se reducirían un 10% también suponiendo un ahorro de 1.173,55 euros.
  • Reducir plazos. El individuo decide mantener la cuota igual y terminar antes de pagar el préstamo, reduciendo las cuotas pendientes de 180 a 161. Esto le haría pagar su hipoteca un año y medio antes de lo previsto. Con esta opción, el ahorro en intereses sería del 20%, es decir, 2.373,96 euros menos.

Como ves, en este ejemplo para ahorrar dinero la mejor opción sería reducir los plazos, ya que al terminar antes de pagar nos ahorraremos más dinero en intereses.

Por eso, antes de lanzarte a la piscina, estudia tu situación económica y analiza los pros y los contras que supone adelantar parte de la deuda hipotecaria para tu día a día.

Desgravación fiscal

Por último, no podíamos dejar de comentar en este post las ventajas fiscales que tiene la amortización de la hipoteca. Si bien la deducción por adquisición o rehabilitación desapareció en 2013, todavía hay quien puede acogerse a ella siempre y cuando comprara la vivienda antes de esa fecha. El límite de 9.040 euros por declaración (en caso de matrimonio, cuyos cónyuges presenten declaraciones individuales, la base de deducción será de 9.040 por declaración, es decir, un total de 18.080 euros para el matrimonio) puede dejar margen para una amortización anticipada ahora que los tipos de interés están bajos, algo que se nota en la hipoteca.

Tanto los intereses como las cuotas de amortización son deducibles por las cantidades satisfechas durante el año 2018. Así pues, si durante el año pasado realizaste una amortización de parte de tu préstamo, recuerda que deberás incluirlo en la próxima declaración de la renta.

7 comentarios

Leer más tarde

Puedes dejarnos tus comentarios Comentar

Comentarios

Utiliza el siguiente formulario para darnos tu opinión. La dirección de correo electrónico es necesaria para poder ponernos en contacto contigo, en ningún momento se publicará en este sitio web.

Tu opinión es lo que mantiene vivo el debate en este blog. Por eso nos encanta que comentes pero queremos que conozcas cuáles son las normas que fijamos para que este espacio sea un entorno agradable:

  • Los comentarios están moderados y no aparecen en el blog nada más ser enviados.
  • Comenta sobre el tema del que habla esta entrada. No se aceptan comentarios sobre otros temas (off-topic) o de promoción o publicidad.
  • No insultes, ridiculices ni faltes al respeto a ninguna persona a la que te refieras en tu comentario, ya sea el autor, otro comentarista o hacia el propio banco o sus profesionales. Intenta mantener un ambiente de respeto hacia los demás: que el paseo por este blog sea agradable para quienes leen y quienes comentan.

Los campos con asterisco * son obligatorios.

Condiciones de privacidad

Los datos personales del usuario recogidos en el presente formulario, incluida su dirección de correo electrónico, serán tratados y, en su caso, incorporados a bases de datos bajo la responsabilidad de Bankia, con la única finalidad de supervisar, mantener y controlar la publicación de el/los comentario/s realizado/s por el usuario y en base a su consentimiento. Los datos personales solicitados son obligatorios, por lo que, de no facilitarse, Bankia no podrá publicar el/s comentario/s.No se cederán datos a terceros, salvo: (i) obligación legal; (ii) sea necesario para el mantenimiento y control de la relación contractual; (iii) que el titular haya consentido previamente. El usuario, titular de los datos personales, puede dirigir las solicitudes de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y portabilidad que procedan, acreditando su identidad, a la dirección de correo electrónico protecciondedatos@bankia.com o al apartado de correos nº 61076 Madrid 28080, indicando "GDPR-derechos PARCOL". Puede consultar la Información Adicional de Protección de Datos incluida en: https://www.bankia.es/es/particulares/privacidad

El/los comentario/s realizado/s por el usuario, deberá/n ser respetuoso/s con el resto de comentarios e información mostrados en el blog. Bankia no se hace responsable del contenido de los comentarios personales que los usuarios puedan solicitar publicar en el blog ni del uso ilícito o inadecuado de los mismos por otros usuarios. No se aceptará ningún comentario con fines comerciales y/o propagandísticos. La publicación de los comentarios deberán ser aprobados por los administradores del blog, por lo que es posible que pase un tiempo desde que se realice el mismo hasta su publicación en el blog.

7 comentarios

12 de septiembre de 2019 a las 08:15María
Las ventajas fiscales sobre la amortización de la vivienda que se mencionan arriba ¿son solo para la vivienda habitual? ¿o para una segunda vivienda también? (comprada antes de 2013). Gracias.
17 de septiembre de 2019 a las 13:26Pedro Ángel Rodríguez Mateo

Hola María.

La ventaja fiscal solo es para la vivienda habitual.

29 de julio de 2019 a las 11:43Juan Antonio
En los préstamos "cualificados" de viviendas con algún tipo de protección no te dejan reducir plazo, solo cuota.
14 de abril de 2019 a las 12:06Juan
Sin embargo, cada vez que he intentado reducir plazos online me ha dicho que la opción no está disponible y me he visto obligado a reducir cuota. ¿Hay algún tipo de hipoteca en el que esto esté restringido? ¿Por qué?
23 de abril de 2019 a las 12:17Bankia

Hola Juan,

desde la banca online, le debe permitir efectuar una amortización parcial tanto con reducción de cuota como con reducción de plazo. Sería necesario que se ponga en contacto con nuestro servicio telefónico para verificar qué tipo de préstamo hipotecario tiene, así como el importe y plazo que le queda por abonar, para comprobar el motivo por el cual no le deja esa opción.

03 de abril de 2019 a las 22:08Esther
Enhorabuena!!! Me encanta la transparencia en la explicación.
05 de abril de 2019 a las 10:23Bankia
Muchas gracias por tu comentario, nos alegra de que el post te haya parecido interesante.
Cerrar menú